Revista Qué

18 Ene 2016 | La madre milagro

Estuvo muerta 45 minutos y sobrevivió

El 23 de septiembre de 2014, Ruby Cassimiro de 40 años, acaba de dar a luz a una hermosa bebe mediante una cesárea sin complicaciones, pero cuando los médicos decidieron trasladarla a la sala de recuperación, perdió el conocimiento. 

ruby ruby 2} ruby 4De repente Ruby, quien ya tenía otro hijo, sufrió un paro cardíaco, por lo cual estuvo 45 minutos inconsciente.

Jordan Knurr, anestesiólogo del Hospital Regional de Boca Ratón, en Florida, de inmediato la entubó y conectó a un respirador; luego emitió el código de emergencia, y una docena de médicos y enfermeras llegaron corriendo a la sala e iniciaron las maniobras de reanimación cardiopulmonar avanzada.

Su frecuencia cardíaca se mantuvo en un nivel potencialmente letal durante más de dos horas”, dice Knurr. Lo más grave ocurrió cuando el pulso de Ruby se debilitó totalmente: el corazón le latía, pero no estaba bombeando sangre al resto del cuerpo.

Los médicos continuaron con las compresiones torácicas por espacio de 45 minutos, en un intento desesperado de restablecer la función cardíaca normal.

En ese lapso, los médicos le avisaron a la familia que Ruby no había sobrevivido y le sugirieron que la despidieran antes de darla oficialmente muerta. En medio de la desolación de sus seres queridos, el corazón de Ruby volvió a latir. A los 40 años, volvió a nacer.

Estaba a punto de apagar el respirador cuando de repente una de las enfermeras gritó ‘¡Deténgase!’”, cuenta Knurr. “Aunque habíamos suspendido el suministro de fármacos y las compresiones torácicas, el corazón de Ruby comenzó a latir sin ayuda por primera vez en dos horas. Fue algo realmente indescriptible”, agregó.

Esta escena digna de una película ocurrió en Florida, Estado Unidos.

Según los médicos, Ruby sufrió una poco común embolia de líquido amniótico, algo que sucede cuando el líquido que rodea al bebé en el útero entra en el torrente sanguíneo de la madre, obstruyendo el corazón y creando un vacío que detiene la circulación.

La madre dijo que todos vivieron una situación difícil, desde su esposo, su madre, su hermana y otros familiares que pasaron por la montaña rusa emocional de pensar que ella estaba muerta, sentirse muy contentos de saber que estaba viva, temer que pudiera sufrir daño cerebral y luego darse cuenta de que estaba bien.

Por su parte Ruby contó cuáles son sus recuerdos de aquel momento, en el que se sintió flotando a través de un túnel. “Recuerdo que vi a un ser espiritual que creo que era mi padre“, contó Ruby.

Recuerdo la luz detrás de él y muchos seres espirituales”, agregó. Pero, dijo, de repente una ‘fuerza’ la detuvo, y ella supo que no podía seguir a través del túnel. Entonces, su corazón volvió a latir, aún cuando los médicos ya no la asistían.

Ruby no sólo sobrevivió, sino que hoy se encuentra en perfecto estado. “Es como si no le hubiera pasado nada“, comenta Knurr. “Es un milagro. No soy muy religioso, pero estas cosas casi nunca se ven“.

Al otro día los médicos desconectaron a Ruby del respirador. Cuatro días después, salió del hospital por su propio pie con Thaily, su bebé recién nacida.

Ni siquiera sufrió fracturas de costilla por las compresiones de tórax. “Ese día alguien más se hizo cargo de mí; no me queda la menor duda”, dice Ruby. “No sé por qué Dios me eligió a mí, pero sé que me devolvió la vida por alguna razón“, concluyó emocionada con sus beba en brazos.

 

Compartir
?