Revista Qué

7 Dic 2016 | Puesta en valor

Aprueban relanzamiento del Autódromo

La legislatura poterña, aprobó  la segunda lectura de la puesta en valor del Autódromo  por 40 positivos, 11 negativos y 6 abstenciones. En primera lectura, el proyecto alcanzó los 41 votos positivos, 7 negativos y 8 abstenciones.  Hubo apoyo del kirchnerismo. Graciela Ocaña y Roy Cortina. El legislador oficialista Francisco Quintana puso en contexto el […]

La legislatura poterña, aprobó  la segunda lectura de la puesta en valor del Autódromo  por 40 positivos, 11 negativos y 6 abstenciones.

DSC_5431_legislatura-475x316

En primera lectura, el proyecto alcanzó los 41 votos positivos, 7 negativos y 8 abstenciones.  Hubo apoyo del kirchnerismo. Graciela Ocaña y Roy Cortina.

El legislador oficialista Francisco Quintana puso en contexto el proyecto y explicó que “queremos lograr la recuperación del autódromo, pero en líneas generales debemos destacar el interés de esta gestión en el sur de nuestra ciudad” ya que “recuperarlo implica la presencia activa del Estado ante quienes más lo necesitan”.

En este sentido indicó que “tenemos que otorgarle lo mejor a quienes menos tienen” e insistió en que “si queremos que la Ciudad de Buenos Aires sea de todos los argentinos no podemos no acompañar esta pasión por el automovilismo”.

En la sesión especial el Socialista Auténtico (PSA), Adrián Camps, se opuso a la iniciativa porque “el Gobierno vuelve a entregar tierras públicas” y agregó que no conoce el contrato , “no sabemos cuál es el reglamento, se violan los artículos 82 y 84 de la constitución de la ciudad”.

“Son tierras que no vamos a recuperar nunca más, además de que no va a haber desarrollo urbano para la comuna 8, sino que son todos emprendimientos  comerciales”, sentenció Camps y llamó a sus compañeros a “rechazar este proyecto que no beneficia a los vecinos de la ciudad”.

Luego, Fernando Vilardo (Autodeterminación y Libertad), también se opuso a la iniciativa. Del mismo modo lo hizo el legislador de Suma+, Juan Nosiglia, que explicó:  “Nos vamos a abstener, al igual que en la primera lectura, ya que el proyecto no se ha modificado y el autódromo forma parte de la historia de la Ciudad y mueve pasiones, por eso es que no vamos a votar negativamente”.

Por otro lado desde el bloque se plantean que de votar la iniciativa se accedería  a una consesion de 25 años sin conocer el texto del fideicomiso, por lo que “votarlo sería una especie de cheque en blanco” y se preguntan ¿Vamos a financiar un contrato que desconocemos?

A su vez, subrayó que “necesitamos hacer que cada vez más gente pueda vivir en los barrios, urbanizar las villas, generar comercios y empleos, creemos que esta es una oportunidad perdida” y que “se podría aprovechar el espacio de otra manera, ese suelo público es escaso” ya que “solo genera el traslado de los comercios de la calle Warnes al Autódromo”.

Por su parte, la presidenta del bloque CC ARI , Paula Oliveto Lago, afirmó que “nosotros hicimos consideraciones al respecto del proyecto y no fueron incorporadas a la iniciativa” y que por ese motivo “nosotros vamos a votar, al igual que la primera vez, de manera negativa”.

Asimismo, Oliveto Lago resaltó que “no somos obtusos y conocemos la situación calamitosa en la que se encuentra el autódromo, por eso entendemos que es necesario que el Estado intervenga pero no estamos de acuerdo acerca del modo en el que quieren hacerlo” ya que “el progreso tiene que ir acompañado de políticas públicas”.

En nombre del FpV, el diputado José Cruz Campagnoli señaló que “hay que mantener el lugar por una cuestión de simbolismo” ya que “el automovilismo es el segundo deporte más importante de nuestro país”, por lo que compartió que “esas tierras se tienen que usar para construir el autódromo”.

En este marco aseveró que desde “el oficialismo sostiene que no tiene que ser una concesión, lo cual acompañamos por eso nos pareció que el fideicomiso era una buena solución” y que por ello en el dictamen de minoría presentado por el partido “nosotros propusimos que el Estado tenga un 51% de participación en el fideicomiso y que no sean 25 años el tiempo que dure la relación”. De esta manera Campagnoli confirmo que “vamos a apoyar este proyecto”.

Por su parte, ll legisladora del FIT Laura Marrone, en su primera labor legislativa, fue la encargada de anunciar que el bloque “rechaza el proyecto que se está presentando, no solamente por lo que se propone hacer sino también por la forma en que se lo plantea”, ya que consideran que es “es una gran caja negra” en la cual “solo se benefician los empresarios”.

De esta manera, expreso que “estamos regalando tierras públicas en las que se podrían construir escuelas, y aquí los únicos que se están beneficiando son los empresarios”.

Por el bloque Peronista, la presidenta del mismo María Rosa Muiños ratifico que “votamos negativamente en la primera lectura porque no estaba el contrato de fideicomiso, seguimos esperando el contrato por lo cual nuestra postura no va a variar” y denuncio varias irregularidades en la normativa.

Algunas de las falencias que detalló Muiños se deben a que “no se especifica el valor por el cual se concesionaran los terrenos”, “no se da cuenta de la inversión que hará el Estado” y que “se le quita una franja al autódromo para instalar bares, whiskerías y demás”. En este mismo sentido agregó que “no se aprovecha el interior de las pistas para generar más equipamiento”.

La legisladora de la Coalición Cívica-ARI, Paula Oliveto, al hacer uso de la palabra volvió a reiterar su oposición al proyecto. Después habló el legislador del Frente para la Victoria (FpV), José Cruz Campagnoli la debutante legisladora del FIT, Laura Marrone.

El proyecto contempla la creación de un fideicomiso, en un plazo de 25 años, y se establece la división del terreno en dos zonas: una deportiva de 139 hectáreas, y otra no deportiva de 41 hectáreas. La concesión a privados por 25 años correspondería a la parte no deportiva, y después de ese plazo el Autódromo volvería a la administración de la Ciudad.

Compartir
?