Revista Qué

11 Abr 2016 | Proyecto de ley

Código QR para combatir el trabajo esclavo

El Centro de Estudios y Acción por la Igualdad (CEAPI) presentó una iniciativa en el parlamento porteño. Pretende registrar toda la cadena de producción y establecer la obligatoriedad de un sistema para todos los agentes intervinientes y las prendas que circulen en la Ciudad.

El Centro de Estudios y Acción por la Igualdad (CEAPI) presentó en un proyecto de ley para aplicar un código QR o bidimensional en los productos textiles, de modo de preservar la cadena de producción y las condiciones de trabajo.

La iniciativa de Ignacio Scuderi, integrante de la organización, tiene como antecedente la ley de trazabilidad en la industria farmacéutica, anunciada en 2011 para combatir la adulteración de medicamentos y que busca, en este caso, hacer frente al trabajo esclavo.

En concreto, el proyecto ingresado a Mesa de Entradas de la Legislatura Porteña, propone establecer “un sistema de trazabilidad que permita asegurar el control y seguimiento de las unidades textiles, desde la producción o importación de las mismas, hasta su adquisición por parte del consumidor final”.

código qr“La idea del proyecto es la de posibilitar el seguimiento a los productos textiles a lo largo de toda la cadena de producción, desde su elaboración hasta la venta al consumidor final, por intermedio de un código QR o bidimensional y un número unívoco de identificación” explicó Scuderi en diálogo con RevistaQué.com

De acuerdo al proyecto, a mano de los diputados, todo agente o comercio que intervenga en la cadena de producción está obligado a someterse al sistema de trazabilidad y a estar registrado y, de esa forma, se prohíbe la comercialización de prendas dentro de los límites de la Ciudad que no se ajuste a sus lineamientos.

La   Subsecretaría   de   Trabajo,   Industria   y Comercio será la autoridad de aplicación de la presente normativa, de la norma que, además, deberá implementar y asegurar la actualización permanente del Registro de Unidades Textiles en el Sistema de Trazabilidad, y otro de Agentes Intervinientes en la cadena de producción.

“Un código QR permite que cualquiera pueda acceder a información sobre ese producto con sólo escanearlos por un lector o un celular. De esta manera, se puede avanzar en el objetivo de máxima: terminar con el trabajo esclavo. Es de público conocimiento la proliferación de talleres clandestinos en la Ciudad”, ahondó Scuderi.

Compartir
?