Revista Qué

24 Feb 2016 | Controversias

Cortocircuitos políticos

Durante el receso estival la actividad parlamentaria suele aquietarse, pero el inicio de 2016 no se caracterizó por eso. A los reproches públicos, que ahora están en vías de solución, entre sectores del PRO se sumó una nueva sangría en ECO, que diezmó el liderazgo de Lousteau.

“Parece que el jefe de gabinete de la Ciudad no entendió el cambio. Buen técnico pero esta perdido”, tuiteó días atrás el diputado Roberto Quattromano, y, remató más tarde que “es difícil el diálogo con alguien que no entiende de política”. Las palabras desataron un vendaval de reproches que ahora comienzan a disiparse, de a poco.

Quattromano, hombre de máxima confianza de Cristián Ritondo, provocó un cimbronazo en la estructura del PRO cuando lanzó esas declaraciones días atrás contra Felipe Miguel, el hombre que Horacio Rodríguez Larreta eligió para que lo sucediera en su rol de ocho años.

 

Legislatura. Bloque PROComo publicó RevistaQué.com, el ritondismo expresado en la agrupación Propuesta Peronista hierve de furia por traba de cargos y puestos de trabajo, al parecer ya acordados. Entre otros lugares, el ritondismo cuestionó la falta de designación de su línea en la Dirección General de Políticas de Prevención del Delito, que hasta hace poco, ocupó Vicente Ventura Barreiro.

Y, otro caso es el del Instituto del Juego, donde el ahora legislador porteño Daniel Del Sol se desempeñó hasta diciembre como  director ejecutivo de Juegos y Mercadotecnia y no hay un representante suyo en su lugar hasta el momento. Se trata de una negociación en la que, a fin de cuentas, el ritondismo cedió, a cambio mantenerse fuerte en otros lugares, como su fortaleza en el territorio.

Ésos puestos son una parte de distintos lugares y ubicaciones que Propuesta Peronista ocupaba y que fueron frenadas en el último tiempo. “Hay lugares que no han sido cubiertos”, le contó una fuente a este medio. Y, la falta de articulación así como el envío de recursos para las comunas que presiden como la 9, la 10 y la 11 agravan el malestar.

En el medio de la pelea, el Vicejefe de Gobierno y presidente de la Legislatura intervino en los dardos que volaban. Distintas fuentes confirmaron a Qué que Miguel intentó un acercamiento con el sector ritondista que no se pudo dar. Santilli, por afuera, acercó posiciones e hizo de interlocutor en las demandas, ahora canalizadas.

Ritondo con Quattromano y Del Sol

Ritondo con Quattromano y Del Sol

Los ritondistas marcan la distinción entre la función que ocupó en ese cargo Horacio Rodríguez Larreta –a la que elogian– con respecto  a la que comenzó a desarrollar Miguel en ese aspecto.

Pero el descontento expresado por este sector al parecer alcanza a varios legisladores más, molestos por la limitación en la cantidad de contratos y las promesas por la ubicación en distintos lugares, tal como publicó Expediente Político en relación al presidente del Partido Demócrata, Eduardo Santamarina.

“Hay una nueva orden de ajustar; de practicar la austeridad”, comentó un conocedor de distintas oficinas porteñas como parte de una realidad de contexto frente a la situación que atraviesa el PRO de la Ciudad de Buenos Aires.

Desde Propuesta Peronista describieron al conflicto –ya superado– como “netamente político”. La posibilidad de una ruptura deslizada por el sector del Ministro de Seguridad bonaerense dentro del bloque PRO no pasó más de un ensayo de negociación que, no obstante, generó dolores de cabeza en el Ejecutivo.

 

Santilli salió a contener las quejas

El actual Vicejefe de Gobierno habilitó una rueda de diálogo  con distintos funcionarios porteños, luego que Quattromano saliera a expresar su bronca con el actual Jefe de Gabinete de la Ciudad, Felipe Miguel.

Desde el ritondismo salieron a reconocer el gesto de Santilli, pero hasta el momento no existe una “reconciliación con Miguel.

Se busca lograr una convivencia, pese a la tensión desatada.

 

Lousteau se apoya en Cortina

cortina lousteau 2

Tras la ruptura de la Coalición Cívica con el frente ECO, el líder de ECO, Martín Lousteau, salió a apoyarse en el diputado y referente del Partido Socialista Roy Cortina para salir de la crisis que atraviesa el espacio y ratificó la idea de seguir con un proyecto alternativo en la Ciudad.

RevistaQué.com reveló que los legisladores de la Coalición Cívica, Paula Oliveto Lago y Maximiliano Ferraro se abrieron del interbloque ECO, formalizado en diciembre.

Su salida se suma a la de Ocaña que se llevó dos diputados más.

Cortina -que compartió un acto con el embajador- miró hacia delante.

“Si alguien piensa que terminó la experiencia ECO, se equivoca  va a sorprenderse más de lo que se sorprendieron muchos cuando lanzamos las candidaturas y más aún cuando estuvimos a punto de ganar la Ciudad”

ARTÍCULO PUBLICADO EN LA EDICIÓN IMPRESA Nº 72 DE QUÉ

Compartir
?