Revista Qué

18 Nov 2015 | Federico Salvai

De legislador zen a todopoderoso

Es el hombre de máxima confianza de la gobernadora electa de la provincia de Buenos Aires. Reservado y prudente, es bien considerado en el PRO por su obsesión para llegar a acuerdos en las diferentes instancias de negociación. No descolló como diputado pero no dejó de ir a reuniones a Perú 160.

Si hay que hablar de un “vidalista” del primer momento, ese es Federico Salvai, actual legislador del PRO y hombre clave de la Vicejefa de gobierno porteño y Gobernadora electa de la provincia de Buenos Aires, tanto en su campaña como en su desembarco más allá de la General Paz.

Cultor del bajo perfil, tal como lo describen muchos de los que lo conocen, es el armador de la campaña de Vidal, desde antes de que tuviera chances reales de llegar a la Gobernación, y candidato puesto a ocupar un lugar de relevancia en el gobierno bonaerense: se habla de secretaría General o la Jefatura de Gabinete.

Salteño de nacimiento, tiene 38 años y llegó a la Ciudad de Buenos Aires a los 18 para estudiar Derecho y Periodismo, carreras que terminó en la Universidad Kennedy. Desarrolló ambas, pero la política lo convenció más. “Fue el motor de la campaña de María Eugenia. A pesar de que tenía en mente a la Provincia no descuidó su tarea como legislador”, comenta a Qué un compañero de bloque.

Deportista, sale a correr temprano por la mañana cada vez que puede, producto de un hábito que tomó desde hace algunos años cuando largó el pucho y empezó a participar en maratones. Pero el trajín de la campaña le hizo retomar “el vicio”, en medio de los nervios, la ansiedad y las discusiones propias de un proceso tan reñido como el que enfrentó el PRO este año en la Provincia de Buenos Aires.

No descolló como legislador; asumió su banca en el mismo momento en que Vidal aceptó el pedido de Mauricio Macri para ser la candidata de “la madre de todas las batallas”, y la acompañó en la recorrida por sus 135 distritos: del Conurbano, en los primeros días de la semana, y del interior profundo entre el viernes y el sábado.

salvai nota

Suele vestir camisas lisas y le gusta mucho jugar al tenis y al golf, hobby que, no obstante, tuvo que relegar como tantas otras por la campaña en la Provincia. “Es la persona de mayor confianza de María Eugenia; si ella tiene que encarar una misión importante se la encomienda a Fede, es la persona de su mayor círculo íntimo”, destacan en el PRO.

Pocos saben que llegó al macrismo desde el peronismo. Siendo veinteañero, fue director de Comunicación del Consejo Provincial del Menor, de la mano de la entonces titular del organismo María Laura Leguizamón, mientras Eduardo Duhalde manejaba todos los hilos de la Provincia.

Por un breve período aceptó la propuesta para formar parte de la dirección de Prensa del Programa de Acción de Apoyo Integral a la Socialización de Menores Marginados en el Gran Buenos Aires (PROAMBA) de la Unión Europea entre diciembre de 1999 y noviembre de 2000.

Pero ese año se volvió a vincular con Leguizamón, cuando asumió su banca como legisladora por la Ciudad de Buenos Aires por la alianza Acción por la República, en un leve distanciamiento del duhaldismo. Primero fue asesor legislativo y luego Jefe de Despacho. Allí conoció a quien es hoy su mujer: la ministra de Desarrollo Social de la Ciudad: Carolina Stanley, que era asesora en Políticas Sociales.

Por entonces, Salvai, en su naciente trayectoria política, estaba enrolado en el sector del dirigente peronista Gustavo Beliz, que había renunciado al menemato con denuncias de corrupción y había formado en 1999 la coalición Acción por la República junto al ex ministro Domingo Cavallo, por la que fue electa la misma Leguizamón en la carrera por la Jefatura de Gobierno.

Los vínculos llevaron a Salvai y Stanley a un espacio naciente, también surgido de la extracción duhaldista: el Grupo Sophia, el think thank que fundó el ac-tual Jefe de Gabinete y Jefe de gobierno electo Horacio Rodríguez Larreta, que cobijaba entre otros a la ascendente María Eugenia Vidal.

El salteño se se volcó en poco tiempo a Compromiso por el Cambio, el partido fundado por Macri y para el que el Grupo Sophia colaboró de manera intensa. Fue parte de la llegada de dirigentes peronistas al PRO como Cristian Ritondo o Diego Santilli.

“Tiene una gran capacidad de generar consensos y dotes de armador político que, sumado a su bajo perfil, lo hacen muy bien considerado”, añade otra fuente.

Entre 2004 y 2008 se desempeñó como Jefe de División de la Auditoría General de la Ciudad, cargo que ocupó hasta que Vidal lo nombró como Jefe de Gabinete del ministerio de Desarrollo Social de la Ciudad en mayo de ese año.

Meticuloso

“Vidal siempre menciona en los actos internos a Federico. Le está sumamente agradecida y le tiene la más absoluta confianza. Es, sin dudas, un vidalista de la primera hora”, lo ensalzan desde uno y otro lado del macrismo bonaerense.

La mandataria electa premió en 2011 la fidelidad de Salvai al pulsear para dejar en el ministerio de Desarrollo Social a su esposa, entonces diputada y otrora funcionaria de la cartera como Directora General de Fortalecimiento de la Sociedad Civil.

Al mismo tiempo, lo designó a él como secretario de Desarrollo Ciudadano de la Vicejefatura de gobierno, y no dudó en sumarlo dos años más tarde para su odisea bonaerense, luego de ubicarlo en la lista de diputados porteños. Ella misma se ocupó de designarlo en público como su “armador en la Provincia”.

En el último tiempo, se apoyó en el presidente de Jóvenes PRO y diputado electo, Maximiliano Sahonero que, de hecho, responde a Vidal y en Magdalena Acuña, funcionaria de la Vicejefatura que estuvo a cargo de verificar las mesas testigo de Provincia, elogiada tarea en el PRO para conocer los datos del 25 de octubre.

Hasta hace algunos meses era comentada en los pasillos de la Legislatura la instrucción que le había dado a sus asesores y su grupo de trabajo: que le midieran el tiempo al máximo, algo que se extendía a todas sus actividades. Bajaba al recinto cuando ya estaba conformado el quórum o la mayoría de los diputados de sus bloques ya lo habían hecho.

Se dividía el tiempo en tres: Vicente López, donde estaba el comando de campaña, Uspallata, donde tenía una oficina informal en la Vicejefatura de Gobierno, y en el Palacio Legislativo de Perú 160, donde procuraba asistir a todas las reuniones en las que se lo demandaba.

“Jamás te dice que no, a lo sumo encuentra la forma de no darte una respuesta negativa. Escucha mucho y luego habla”. Quienes lo conocen le achacan que lleva un “ritmo larretista”: “Es un tipo que no para, está siempre haciendo cosas”.

 

Vicente López, Uspallata y Legislatura

 

A lo largo de la campaña, la mano derecha de la Gobernadora electa repartió su tiempo entre las recorridas frecuentes, la oficina que mantiene su espacio en la sede de la Jefatura de Gobierno y entre la Legislatura.

Las recorridas estaban fijadas de antemano: los primeros días de la semana, reservados para municipios del Conurbano, y los “findes”, agendados para recorrer las localidades del interior bonaerense. El plan, tan minuciosamente armado, permitió que la Vicejefa porteña recorriera el 95% de los 135 distritos a fines de 2014.

Desde un principio fue el “armador político” al que luego se sumó Jorge Macri cuando declinó su ambición provincial, y compartió con él la dirección política de la estrategia bonaerense. En particular, Salvai se concentró en el armado y los detalles de la poderosa Tercera Sección.

trayectoria salvai

 

Desembarco bonaerense

Sin un lugar anunciado, lo que se sabe es que Federico Salvai ocupará un lugar de relevancia en el Gabinete de María Eugenia Vidal, de cara a la asunción en diciembre.

En el PRO hablan de un rol como el de Marcos Peña de la Provincia, por lo que suena más firme la Secretaría General pero con más atribuciones y tareas.

 

Su espacio de confianza y trabajo

Reservado y prudente, el ex jefe de Gabinete del ministerio de Desarrollo Social de la Ciudad tiene un circuito en el que deposita la confianza, que es parte del equipo de la Vicejefatura de gobierno.

En ese armado, figuran entre otros, el asesor e intendente electo de Pinamar, Martín Yeza, la jefa de Gabinete de la secretaría de Desarrollo Ciudadano, Magdalena Acuña, y el diputado electo y presidente de Jóvenes PRO Capital, Maximiliano Sahonero, además del director de Desarrollo Sustentable, Héctor Gatto.

Por caso, en el PRO se elogió la tarea que realizó Acuña con las Mesas Testigo de la Provincia para conocer los datos de la elección el 25 de octubre.

 

 

Una tarea poco productiva

Como diputado, la actividad de Federico Salvai no ha sido muy fructífera. En sus dos años de mandato, firmó 20 proyectos, 10 propios y 10 como coautor, aunque la mayoría se trata de declaraciones. Es vicepresidente 1º de la Comisión de Defensa de Consumidores y entre otros proyectos pidió modificar las sanciones y aplicaciones de la ley 757 del procedimiento administrativo.

Asimismo, presentó por el proyecto por el que se declaró al fundador de CONIN, Abel Albino, como Personalidad Destacada de la Ciencia, la adhesión al Día Mundial de la Diabetes, la declaración de Ciudadano Ilustre al actor Carlos Calvo, la distinción al Club Atlanta por la conmemoración de su 110° aniversario.

Integra, además, la Junta de Etica y Organismos de Control y las comisiones de Planeamiento Urbano, Políticas de Promoción e Integración Social.

 

Habitué de ir al monumental

Salvai se reconoce como “fanático del deporte y apasionado por River”, sentimiento que comparte en el bloque PRO con los diputados Agustín Forchieri, José Luis Acevedo y Karina Spalla, con quienes presentó en 2014 el proyecto de Declaración de Personalidad Destacada del Deporte a una gloria del club de Núñez: Norberto “Beto” Alonso.

Más de una vez ha ido a los palcos con sus pares para ver a River, y ha aprovechado “la previa” y los entretiempos durante la campaña para analizar de otra manera los números de la instalación de su jefa política.

También ha asistido en compañía de sus dos hijos, para el Día del Niño o el Día del Padre y con ellos vio la obtención del título 2014.

 

PUBLICADO EN LA EDICIÓN IMPRESA Nº 58 DE QUÉ

Compartir
?