Revista Qué

5 Abr 2017 | De la órbita nacional a Ciudad

Traspaso judicial: se aprobaron los convenios

Finalmente, luego del cuarto intermedio por la protesta de trabajadores judiciales de ATE, los legisladores de la Ciudad de Buenos Aires ratificaron los convenios de traspaso de la Justicia Nacional a la órbita porteña; por lo que se someterá a consideración el acuerdo de las “Relaciones de Consumo entre el Estado Nacional y la C.A.B.A”, […]

Finalmente, luego del cuarto intermedio por la protesta de trabajadores judiciales de ATE, los legisladores de la Ciudad de Buenos Aires ratificaron los convenios de traspaso de la Justicia Nacional a la órbita porteña; por lo que se someterá a consideración el acuerdo de las “Relaciones de Consumo entre el Estado Nacional y la C.A.B.A”, la “Inspección General de Justicia” (IGJ), el “Registro de la Propiedad Inmueble” (RPI) y el fuero penal ordinario.

De esta manera, el acuerdo de las “Relaciones de Consumo entre el Estado Nacional y la C.A.B.A” contó con 53 votos a favor y 4 en contra; mientras que la “Inspección General de Justicia” (IGJ) obtuvo 44 afirmativos y 13 negativos. Asimismo, el fuero penal ordinario se aprobó con 43 votos positivos, 12 en contra y 2 abstenciones; finalmente, el “Registro de la Propiedad Inmueble” fue ratificado con 46 a favor, 3 negativos y 8 abstenciones.

La medida contribuye a la que la Ciudad pueda seguir completando la autonomía del territorio en lo que respecta a las competencias jurisdiccionales, y saldará un viejo reclamo de la dirigencia política porteña, que hace tiempo exigía el traspaso para poder manejar la justicia de la misma manera que lo hacen las provincias, y así continuar con el proceso que comenzó a gestarse con el control del juego, la Policía y podría continuar con los puerto.

Las propuestas prevén que el traspaso se haga de manera gradual y se empezará por los 54 cargos vacantes, entre juzgados, vocalías, fiscalías y defensorías; de manera tal, que en la primera etapa se traspasarán 490, entre funcionarios y empleados del actual fuero penal Nacional.

Cabe destacar que la sesión se dio en un tenso contexto, dado que los empleados judiciales protagonizaron una serie de incidentes dentro del Palacio Legislativo, luego de que quisieran ingresar a la institución por la fuerza. Asimismo irrumpieron en la sesión al canto de “somos la pesadilla del Pro”, motivo por el cual el presidente del cuerpo Diego Santilli convocó a un cuarto intermedio para llegar a un acuerdo con los trabajadores del IGJ.

Al respecto de los reclamos de los judiciales, el presidente del bloque Pro, Fransico Quintana, explicó que “hemos escuchado las preocupaciones de los representantes gremiales del IGJ, por lo que queremos garantizarles los derechos adquiridos y queremos que su situación laboral no se vea afectada” por lo que “nos comprometemos – y entendemos que la mayoría de la fuerzas nos acompañan- en crear un espacio para poder debatir acerca de las preocupaciones de los trabajadores, en la próxima sesión tendríamos que debatir la creación de una comisión especial para atender las situaciones colectivas e individuales”.

Asimismo, recordó que este proceso tuvo “mucho que ver con Enzo Pagani, quien no solo fue un compañero de trabajo, sino un amigo” y le envió “un afectuoso abrazo a su mujer y a sus dos hijos, también a sus pares en el Consejo de la Magistratura, que nos están acompañando en el recinto”.

 

El debate

 

El presidente de la Comisión de Justicia del Palacio Legislativo, Daniel Presti, aseguró que “queremos fortalecer la autonomía de la Ciudad, es por eso que estos convenios son tan importantes” y recordó que “los cuatro convenios que sometemos a consideración tienen una estrecha relación entre sí”.

“Todo cambio genera incertidumbre, pero estos convenios no alteran ni amenazan ninguno de los derechos adquiridos por los trabajadores, no los afectaran de ninguna manera”, remarcó y señaló que “no entendemos por qué los jueces nacionales se encargan de temas que son netamente locales, por eso necesitamos seguir avanzando en nuestra autonomía como Ciudad”.

La legisladora del FIT Laura Marrone expresó “el rechazó de nuestro bloque al traspaso porque están en juego derechos laborales de trabajadores judiciales -ya que muchos de ellos están contratados en condiciones precarias y varios derechos se verán afectados-“ y destacó que “Macri y Larreta indicaron que esto va a permitir ´una justicia más cercana al vecino´, sin embargo nuestro poder judicial no da justicia; es evidente que no podemos responder a la inmensidad de los problemas que los habitantes que tenemos puedan plantear”.

El diputado de PSA Adrián Camps subrayó que ha “votado todas las leyes que hemos tratado que permitieran que nuestra Ciudad tenga más autonomía, no obstante esta vez solo voy a acompañar 3 de los 4 convenios que están en consideración porque no comparto la forma en la que se han tratado” y afirmó que “en todas las reuniones participaron representantes de los trabajadores y han expresado opiniones fundadas, todos hemos observado que en los acuerdos faltaba compromiso para que los derechos de los trabajadores sean considerados”.

Por su parte, el legislador de Confianza Pública Marcelo Depierro aseguró que “es una lástima que los funcionarios que trabajaron en la redacción de estos convenios no hayan participado en las reuniones de trabajo, porque tenemos que votar por sí o por no, y eso está haciendo que seamos poco ambiciosos en este traspaso”.

“La Ciudad se merece tener la justicia que necesita, no la que puede ir consiguiendo; tenemos la capacidad económica y legislativa como para poder llevar adelante una justicia penal desde cero”, remarcó y sentenció que “no estamos recibiendo la justicia que nos merecemos, estamos recibiendo la justicia que nos dan”.

A su turno, la presidenta del bloque CC ARI, Paula Oliveto Lago, explicó que “acompañamos el traspaso de la justicia a la Ciudad, venimos a saldar una deuda histórica que tenemos con los porteños” y aseveró que “no hubo nunca un diputado que no conozca la Constitución por la que juro, por eso no entiendo que digan que estos convenios van en contra de ella porque no es así”.

Asimismo, advirtió que “durante este tiempo he escuchado muchas mentiras que decían que ´votábamos en contra de los trabajadores´, ´que era una estrategia del Gobierno para que no se investiguen causas de corrupción´, entre otras” y afirmó que “nuestros jueces nunca tuvieron un reproche penal y no me refiero a los jueces de Cristina Fernández de Kirchner, me refiero a los jueces de Macri y Larreta”. “Es injusto que nos digan a los que respetamos la Constitución, que estamos buscando inmunidad”, concluyó.

A su vez, el legislador de Autodeterminación y Libertad Fernando Vilardo indicó que “vamos a rechazar el traspaso de la Justicia, porque tenemos un problema muy puntual: las condiciones laborales y los riesgos que supone este traspaso” y aseveró que “muchas de las cosas que decidimos en este recinto, estos convenios no van al problema de fondo, son solamente un maquillaje”.

“No tenemos una justicia independiente, tal y como lo demuestran los hechos; ratifiquemos o no el traspaso la población no va a tener más ni mejor justicia”, concluyó.

Por su parte, el diputado del Bloque Peronista Claudio Heredia precisó que “en esta cuestión de avanzar en la autonomía de la Ciudad -y como se viene haciendo con otros organismos estatales donde se ven implicados los trabajadores-, ratificó lo mismo que he sostenido en las reuniones: tenemos que garantizar los derechos de cada uno de los empleados, que no quede ningún compañero en el camino” y celebró “el compromiso del oficialismo de que no se vulnere ningún derecho”.

El legislador de Suma+ Juan Francisco Nosiglia especificó que “para ECO es un día muy importante, para los vecinos y la Ciudad, vamos a acompañar los 4 convenios y declaramos nuestro apoyó al traspaso de las competencias” y destacó que “votamos por el respeto al proceso de autonomía de la Ciudad y al federalismo”.

“A más de 20 años de la sanción de la Constitución de la Ciudad no podemos seguir permitiendo que las promesas a nuestro pueblo sigan incompletas como hasta ahora”, explicó y señaló que “necesitamos contar con las herramientas para poder administrar nuestra propia justicia y hacerla más accesible para nuestros vecinos”.

El presidente del PS, Roy Cortina, afirmó que “nosotros vamos a acompañar los 4 convenios” y recordó que “la Ley Cafiero ha retrasado nuestra autonomía y ha perjudicado a los porteños, nos ha quitado la posibilidad que nos da la Constitución de resolver los problemas locales con nuestras propias herramientas; es una Ley que le ha hecho mucho daño a todos”.

“Tenemos rango de provincia, elegimos a nuestro jefe de gobierno, elegimos a nuestro poder legislativo y necesitamos tener nuestra propia justicia”, aseguró y añadió que “así como nos animamos con la Policía, nos tenemos que seguir animando con otros traspasos”.

Asimismo, el ex ministro y líder del bloque FpV, Carlos Tomada, explicó que “no vamos a acompañar con el voto los convenios de IGJ y el fuero penal, por cuestiones de inconsistencias constitucionales” y rememoró que “desde 1966 el proceso de autonomía de la Ciudad ha pasado por varios altos y bajos, todos ellos forman parte de su historia y esta es una etapa más -aunque reconocemos que es importante-“.

“Queremos que la Ciudad tenga administración plena, pero en esta oportunidad nos preocupa la condición en la que podrían ser traspasado los trabajares, creemos que no hay garantías para que no se pierda ninguno de los derechos adquiridos”, agregó Tomada.

Compartir
?