Revista Qué

7 May 2017 | espacio público

Macchiavelli enviará proyecto a la Legislatura

El ministerio de Ambiente y Espacio Público de la Ciudad enviará a la Legislatura porteña una serie de proyectos para adaptar la normativa vigente a la actualidad del espacio público. Calles adoquinadas y grandes generadores de residuos, algunos de los temas que debatirán los diputados. Pese a ser un año electoral, donde la campaña seguramente […]

El ministerio de Ambiente y Espacio Público de la Ciudad enviará a la Legislatura porteña una serie de proyectos para adaptar la normativa vigente a la actualidad del espacio público. Calles adoquinadas y grandes generadores de residuos, algunos de los temas que debatirán los diputados.

Pese a ser un año electoral, donde la campaña seguramente ocupará el centro de la escena, en el Gobierno de la Ciudad se continúa pensando de qué manera adaptar la normativa vigente a fin de resolver distorsiones o problemáticas que se evidencian en la gestión.

Es así que desde el Ministerio de Ambiente y Espacio Público porteño, que conduce Eduardo Macchiavelli, se están terminando de preparar una serie de proyectos que serán enviados a la Legislatura de la Ciudad para ser debatidos por los diputados.

Uno de ellos tiene que ver con los adoquines. Si bien hay una norma al respecto, desde el ministerio se busca darle más poder al Gobierno para determinar si una calle adoquinada debe ser asfaltada. “Se busca darle un poco más de discrecionalidad al Ejecutivo, no sólo porque algunas calles tienen tantos parches de asfalto que no es práctico continuar con los adoquines, sino también porque es más económico y más rápido asfaltar que reemplazar adoquines”, explicaron en diálogo con adnciudad.com.

Por otra parte se busca definir cuál es el destino final de los adoquines removidos, ya que es algo que no está definido específicamente.

La segunda iniciativa tiene que ver con los grandes generadores de residuos. Actualmente está relacionado con la cantidad de metros de los locales pero eso no aplica a cierto tipo de comercios que pese a funcionar en lugares reducidos generan muchos residuos.

“Lo que se buscará con esta modificación es tener en cuenta nuevos parámetros para definir qué comercios son grandes generadores y qué requisitos deben cumplir”, expresaron.

Vinculado a la gestión de residuos el ministerio firmó un convenio con la cámara de empresarios gastronómicos para promover en los restaurantes la instalación de trituradores y compostadores, para reducir los volúmenes de basura orgánica. En un primer momento será voluntario.

 

Compartir
?