Revista Qué

31 Oct 2016 | Protesta

Trabajadores protestaron por despidos

Trabajadores telefónicos tercerizados nucleados en la Unión de Empleados y Técnicos de las Telecomunicaciones (UETT) reclamaron la reincorporación de un centenar de despedidos de una empresa contratista de Telefónica de Argentina. Hubo quema de neumáticos y corte de la avenida Ingeniero Huego al 700, en el bajo porteño. La protesta incluyó el corte del tránsito […]

Trabajadores telefónicos tercerizados nucleados en la Unión de Empleados y Técnicos de las Telecomunicaciones (UETT) reclamaron la reincorporación de un centenar de despedidos de una empresa contratista de Telefónica de Argentina. Hubo quema de neumáticos y corte de la avenida Ingeniero Huego al 700, en el bajo porteño.

La protesta incluyó el corte del tránsito vehicular en dirección sur y la quema de neumáticos frente a la sede de Telefónica Argentina, para reclamar a la empresa Chick que retome a 100 trabajadores cesanteados.

581750b426e70_324x182

El declaraciones a Télam, el titular de la UETT, Jorge Castro, denunció que “cerró la empresa contratista Chick SA que está al servicio de Telefónica, dejando a 100 compañeros en la calle y ya llevamos más de un mes peleando por la reincorporación”.

Castro sostuvo que “el ministerio de Trabajo dispuso una conciliación obligatoria en un intento por destrabar el conflicto por el cierre y despido de los trabajadores, que nosotros acatamos pero la empresa no, después de siete audiencias”

El gremialista señaló que “durante las audiencias la empresa ofreció indemnizaciones por cifras escalofriantes (por sus elevados montos) pero no ofrecen puestos de trabajo, y trabajo hay porque Telefónica es una de las empresas más fuertes en telecomunicaciones”.

Finalmente, Castro denunció que “este es un conflicto plenamente político, porque nosotros venimos desde 2013, el acampe frente al edificio de Corrientes y Maipú por la salida de la empresa Elecnor, y hoy después de tres años vuelven a hacer lo mismo con Chick”.

Por su parte, Telefónica ante la consulta de Télam, indicó no tener relación con el conflicto y en un comunicado señaló que “un grupo de trabajadores se encuentra llevando adelante un reclamo sindical ajeno” a la compañía.

Al respecto, el texto agrega que “se trata de una situación planteada por empleados de un proveedor de servicios llamado Chick, que se desempeñaba en actividades de planta externa para la construcción o ampliación de la red de telecomunicaciones. El proveedor, después de algunos años de desarrollar los servicios, llegó al fin de su operación”.

Asimismo  añade que “durante la duración del contrato entre Telefónica y Chick, la compañía cumplió con los controles necesarios para garantizar las condiciones laborales según exige el artículo 30 de la Ley de Contrato de Trabajo. En tanto, el proveedor dispone de todos los instrumentos para rescindir los contratos laborales sin conflicto”.

El comunicado  señala también que “Telefónica no tiene ningún vínculo directo con las personas en conflicto, habiendo cumplido con todas las cláusulas estipuladas en el contrato”.

Compartir
?