Revista Qué

6 Oct 2016 | PROYECTOS DE SEGURIDAD

Campagnoli habló de la nueva Policía

El presidente de la Comisión de Derechos Humanos de la Legislatura porteña, José Cruz Campagnoli, consideró que el proyecto de ley sobre la Policía de la Ciudad que presentará el Ejecutivo “tiene elementos que van en contra de los principios de la seguridad democrática” y se refirió a la propuesta formulada por el bloque del […]

El presidente de la Comisión de Derechos Humanos de la Legislatura porteña, José Cruz Campagnoli, consideró que el proyecto de ley sobre la Policía de la Ciudad que presentará el Ejecutivo “tiene elementos que van en contra de los principios de la seguridad democrática” y se refirió a la propuesta formulada por el bloque del Frente para la Victoria.

campagnoli

“En un contexto actual de aumento de conflictividad como consecuencia de las políticas de ajuste impuestas por el macrismo, es importante regular de forma muy precisa el accionar de la Policía para evitar situaciones de abuso y/o arbitrariedades, teniendo en cuenta que el traspaso representa un avance. En este sentido, proponemos que la nueva fuerza sea dirigida por un civil y que los oficiales de la fuerza no tengan la obligación de intervenir en situaciones fuera de su horario laboral, en la búsqueda de tener una fuerza democrática, de carácter preventivo y de cercanía a la sociedad; y no una que repita viejas lógicas”, manifestó el diputado de Nuevo Encuentro-FPV.

En cuanto a la dirección de la nueva Policía, Campagnoli explicó: “Creemos en el control civil porque evita el autogobierno; es decir, que dentro de la propia policía se constituya una corporación con fines propios, alejada del rol que debería cumplir. Queremos una Policía que le de tranquilidad a la sociedad y que no sea cómplice del delito”.

El legislador detalló también que el proyecto del FPV, que contó con la colaboración de Marcelo Saín y su equipo, plantea la “dedicación exclusiva”: “No queremos los efectivos presten servicios adicionales, sino que tengan un salario digno acorde al rol que cumplen. Esto les permitirá contar con un descanso acorde para que puedan desempeñar sus funciones de manera eficiente”.

Además, agregó que la iniciativa del kirchnerismo incluye una Policía que use armas de fuego reglamentarias y provistas por la autoridad competente o institución sólo durante su horario de trabajo. Es decir, que los oficiales reciban el arma cuando ingresan y la dejen cuando se retiran. “La mayor cantidad de muertes de efectivos suceden cuando están fuera de su horario de servicio”.

“Por otra parte, queremos que se establezca la prohibición de portar armas de fuego letales en operativos policiales frente a manifestaciones públicas porque consideramos que en este contexto político, económico y social de aumento de desigualdades estas facultades pueden terminar en una tragedia”, concluyó.

En tanto, la legisladora Andrea Conde, de Nuevo Encuentro-FPV, agregó: “Partiendo de los puntos ya consensuados sobre la base de la Ley de Seguridad Pública, como el escalafón único, creemos que es fundamental incorporar algunos puntos centrales para una nueva Policía más moderna y profesionalizada, como la eliminación del “estado policial”, es decir, la obligación del agente de intervenir cuando no se encuentra en servicio y la creación de una Defensoría de la Policía que, entre otras funciones, vele por los derechos de género del personal policial, por ejemplo, la licencia por violencia de género y el acceso igualitario a los cargos de mando”.

Compartir
?