Revista Qué

20 Jun 2016 | Traspaso

Juego: Mucho ruido y pocas nueces

La primera semana del anuncio con bombos y platillos sobre el traspaso del juego se caracterizó por la poca o nula información acerca de cómo se realizará la acción. En la Legislatura recibieron la promesa de que habría emisarios de Lotería para explicarlo.

Muchas dudas y, por ahora, pocas respuestas. Así pue-de sintetizarse lo que sucede en la Ciudad por estos días, luego del anuncio del inicio del traspaso de las competencias sobre el juego de la Nación a la órbita porteña.

El Ejecutivo, que comanda Horacio Rodríguez Larreta, por ahora mantiene un silencio hermético sobre cómo van a ser los primeros pasos a seguir. Sin embargo, ante la presión de la oposición se comprometió a que uno de los emisarios de Lotería Nacional vaya al recinto para explicar algunos puntos clave del traspaso.

Hipodromo

En particular, lo que buscan saber es cómo van a ser los mecanismos para auditar a las Uniones Transitorias de Empresas (UTE) que operan tanto el Hipódromo de Palermo como el Casino Flotante de Puerto Madero.
La falta de información, por ejemplo, se evidenció en la “lista preferencial” que enviaron desde el Ejecutivo para la rendición de cuentas del jefe de Gabinete, Felipe Miguel. En ninguno de los ítems del listado, al que tuvo acceso Qué, se incluyeron temas relacionados al juego. No obstante, varios sectores de la oposición adelantaron que buscarán obtener respuestas de parte del número dos del Gobierno.

Mientras tanto, las sociedades que explotan el juego comenzaron a tender puentes en la Justicia para tantear cómo se cocina el fallo de fondo que determinará si efectivamente existe o no una deuda legal por el impuesto a los Ingresos Brutos que busca cobrar la Ciudad.

En los planes también está cambiar el sistema de control actual por uno diferente. Esa situación despertó la furia de las sociedades que explotan las salas de juego, que son los que compraron el software de control actual. “Es el que usan en todas partes del mundo. Es el mejor del mercado. Esto lo hacen para hacer algún negocio de ellos”, sostuvieron desde el entorno empresarial.

Para el Gobierno, la polémica por el control pasaría por otro lado. “No se puede aceptar un sistema de control que venga de las mismas empresas que tenes que controlar”, responden ante la consulta sobre el tema.

Las dudas llegan a tal punto que el Gobierno excluyó del temario a preguntar en la defensa de gestión que hará el jefe de Gabinete, Felipe Miguel, el 29 de junio todas las preguntas relacionadas a la regulación del juego y al traspaso.

 

LEA LA NOTA COMPLETA EN LA EDICION IMPRESA N° 88 DE QUÉ.

Compartir
?