Revista Qué

1 May 2016 | IRSA

Plan de inversiones

La empresa de construcción IRSA, con vínculos aceitados con el macrismo, anunció su plan de inversiones para 2016. La Ciudad volvió a ser el eje central de operatoria de la sociedad, que aún no desistió de la instalación del shopping en Caballito, que espera lograr este año.

Una de las principales constructoras y desarrolladoras inmobi-liarias afines al Gobierno, IRSA, presentó su plan de inversiones para 2016, en el que se destacan varias ampliaciones y refacciones, que tendrán que ser habilitadas por el Ejecutivo porteño.

En un evento, el presidente de la sociedad, Eduardo Elsztain, anunció el desembolso de US$ 460 millones para lo que resta del año, lo que lo convirtió en el primer empresario que optó por colocar divisas durante la gestión del presidente Mauricio Macri.

En la Ciudad, en donde tiene la concesión de varios shoppings, se comprometió a invertir US$ 265 millones, de acuerdo al plan que presentó ante la Comisión Nacional de Valores.

En total se plantearán cinco obras en territorio porteño, sumadas a la adquisición en subasta del Edificio del Plata por US$ 68.114.000. Allí estarán las oficinas del Banco Hipotecario.
No obstante ello, en sus estimaciones para el primer semestre proyecta un déficit de $ 910 millones.

El presidente del grupo IRSA presentó un paquete que abarca 290.000 metros cuadrados entre oficinas, residencias y centros comerciales, y que generará unos 4.000 puestos de trabajo. La construcción se extenderá durante 36 meses.

irsa

“Hacemos lo mismo que hace 25 años con más velocidad. Además, lo que se invierte en el sector inmobiliario, queda”, dijo durante la presentación.

Los fondos surgen de capital propio, ventas y alquileres anticipados y deuda que tomará la empresa.

Al margen, todavía busca impulsar el frustrado proyecto del shopping en Caballito. En la Legislatura, la orden del Ejecutivo fue clara. Primero se tratará todo lo relacionado con la Agencia de Bienes del Estado; y una vez que salga comenzarán a tratar y negociar el resto de los proyectos inconclusos.

Cabe destacar que durante 2015, el entonces vicepresidente primero, Cristian Ritondo, intentó, sin éxito, re-flotar el proyecto que no se había logrado discutir en el recinto en diciembre del año anterior.

LEA LA NOTA COMPLETA EN LA EDICIÓN IMPRESA Nº 81 DE QUÉ

Compartir
?