Revista Qué

27 Oct 2014 | Por pedido del Pro

Preocupación por jardines de infantes en villas

Docentes denuncian el posible cierre de 30 salas maternales que funcionan en barrios de emergencia y que dejarían a 600 niños sin educación.

Los docentes denunciaron que el Ministerio de Educación obliga a firmar un nuevo convenio a las organizaciones sociales que gestionan las salas. El contrato les exige que para el ciclo lectivo 2015, las organizaciones deben pagar un seguro de responsabilidad civil para los alumnos, y que los establecimientos cumplan con las normas de seguridad de infraestructura escolar. Esto pondría en riesgo la continuidad de las salas ya que no cuentan con el capital para abonar lo que administración macrista solicita.

Villa

Cabe recordar que las salas comunitarias, que atienden a niños de 45 días a 4 años, se organizaron en 2002 en la zona sur. Durante la gestión de Aníbal Ibarra, el Gobierno de la Ciudad realizó un acuerdo con estos espacios educativos y los reconoció. Desde entonces el Ministerio de Educación les aporta el sueldo de los docentes, la comida de los alumnos y el material didáctico.

Las 30 salas y jardines de Primera Infancia donde trabajan 200 docentes están ubicadas en su mayoría en Villa Soldati, La Boca, Barracas, Lugano, Bajo Flores y Mataderos. Asisten alrededor de 600 niños en los tres turnos que abarca el programa.

Compartir
?