Revista Qué

5 Nov 2012 | ELECCIONES 2013

Rearman el Acuerdo Cívico y Social

Miembros del FAP, la UCR y la Coalición Cívica se reunieron para formar un acuerdo electoral de caras al 2013. No invitaron a Pino, pero dijeron que estará en futuras reuniones.

Dirigentes del Frente Amplio Progresista, la Unión Cívica Radical y la Coalición Cívica se reunieron en público para comenzar a trabajar en un frente electoral que dispute las listas legislativas al kirchnerismo.

En el marco del acuerdo opositor para frenar la reforma constitucional, Victoria Donda, Roy Cortina, Alfonso Prat Gay, María Eugenia Estenssoro, Ricardo Gil Lavedra y otros dirigentes se reunieron para generar un nuevo Acuerdo Cívico y Social, la alianza que supo derrotar al kirchnerismo en 2009.

                                                                                                                                                  El objetivo es claro: Evitar que el Frente para la Victoria obtenga los senadores y diputados suficientes como para llevar adelante la reforma constitucional.

El panorama es complicado para la oposición, que deberá igualar el resultado del 2009 -la peor elección del kirchnerismo desde el 2003- para al menos mantener la relación de fuerzas en ambas cámaras (donde el oficialismo ya es mayoría).

Pino no fue invitado

“Desdramaticemos las ausencias porque va a haber muchas más reuniones”, dijo Roy Cortina (PS) cuando fue consultado por la ausencia de Proyecto Sur en la reunión.

Sucede que Fernando “Pino” Solanas ya lanzó su campaña para el 2013, y los diputados consideraron que invitarlo mostraría una especie de “encolumnamiento” detrás de la candidatura del director de cine.

No es ningún secreto que dentro del FAP, el sector de Claudio Lozano; Libres del Sur, de Humberto Tumini; y el partido de Víctor de Gennaro se inclinan más por que Pino encabece la lista que algún radical.

No hay que olvidar la distancia que existe entre Proyecto Sur, que el año pasado rubricó una alianza con el Movimiento Socalista de los Trabajadores (MST), y el radicalismo. Son muchos los extremos para unir.

Una ausencia en disenso

Precisamente, ante las características de las reuniones, Lozano decidió no ir al encuentro. El dirigente de la CTA reniega de una alianza con el radicalismo, que engloba a sectores que coqueteaban abiertamente con el macrismo hace tan solo meses.

Victoria Donda junto a Ricardo Gil Lavedra en un frente electoral, una imagen impensada un año atrás.

Libres del Sur estaba en la misma posición hace tan solo un año, pero aparentemente modificó su opinión y ganó el pragmatismo. “La centroizquierda llena una cancha de fútbol, pero no con gente sino con egos”, admitió Victoria Donda.

Candidaturas sin consenso

La discusión por las candidaturas será todo un tema en el nuevo espacio. El FAP buscará imponerse como líder luego de haber sacado el mayor porcentaje en 2011, pero la UCR hará valer su historia y aparato político para que esto no suceda. En tanto, la Coalición Cívica tendrá que aprovechar esta oportunidad para no desaparecer, tras los malos pronósticos que habían dejado su pésimo rendimiento en las presidenciales del año pasado.

En la reunión se dijo públicamente: Si no hay consenso sobre una lista única, se utilizará el mecanismo de las primarias abiertas. Esta última alternativa parece la más probable si Solanas se suma al acuerdo.

Ante dicho escenario, sería la primera vez que las primarias abiertas se utilizan en listas legislativas nacionales. En 2011, el debut del sistema había sido tan solo en intendencias y gobernaciones.

Sin lugar a dudas, el FAP tendrá muy presente el antecedente de la Alianza, cuando el FREPASO, que había logrado el segundo lugar, perdió la interna ante Fernando De La Rúa.

Compartir
Negocios

Papá Noel sale caro

El Gobierno porteño inauguró la quinta edición del Parque Navideño, que ya funciona en el barrio de Palermo y que le...


→ Leer más
?