Revista Qué

21 Ene 2016 | Buenos Aires Playa

Un verano en la Ciudad

El gobierno porteño puso en marcha la octava edición de la ya tradicional costa. Destinó más de 22 millones de pesos a su instalación, un 370 por ciento más que cuando se inició en 2009. Empresas conocidas y excesivos gastos para disfrutar el verano en Buenos Aires.

Mientras Mar del Plata sufre una de las peores temporadas, con la inflación y la oferta en Brasil como sus grandes rivales, estalló el verano en la Ciudad. Una vez más, como desde hace ocho años, el gobierno porteño puso en marcha Buenos Aires Playa, que ofrece a los vecinos la posibilidad de disfrutar las vacaciones sobre arena sin viajar a la costa.

Con la intención de emular a las grandes ciudades del mundo -París, Roma, Tokio y Berlín- se montaron dos complejos playeros en cada uno de los extremos de la Capital. Uno, en el Parque de los Niños, en barrio de Núñez, bien al norte. El otro, en el Parque Indoamericano, en el corazón de Villa Soldati, extremo sur.

Las playas cuentan con sombrillas, reposeras, duchas, juegos de agua, juegos inflables, canchas de fútbol y canchas de vóley playero. Además, para quienes no pueden desconectarse del mundo virtual, los predios tienen disponible conexión gratuita a internet mediante red Wi-Fi.

Desde su primera edición en 2009, más de tres millones de personas se acercaron para disfrutar las tardes en ambos predios. El año pasado rompió su récord con 550 mil visitantes.

Para esta edición, la gestión de Horacio Rodríguez Larreta gastó la suma de $ 22.190.000 para la contratación del servicio integral de producción del evento con armado y desarmado de las instalaciones, provisión de insumos, mantenimiento y logística general.

R-Larreta-8va-edicion-Buenos-Aires-Playa

La licitación pública fue adjudicada a P&C Soluciones SRL, que presta servicios culturales, de bibliotecas y archivos, artísticos, deportivos y de esparcimiento.

Fundada en 2010 por Diego Mecca y María de las Nieves García, la firma fue contratada en diversas ocasiones por el gobierno porteño, sobre todo cuando se trata de los festejos navideños en los que se encarga de los elementos decorativos.

Sin embargo, es la primera vez que le adjudican la organización de Buenos Aires Playa. En los últimos cuatro años, el Ejecutivo adjudicó las licitaciones públicas a la sociedad ES Consulting, propiedad de Paula Celia y Juana Huenul. Lo llamativo es que la compañía se dedicaba a servicios integrales de consultoría profesional para empresas privadas, públicas u organismos de la administración pública. Es decir, sin alguna relación con las actividades ofrecidas en Buenos Aires Playa. Además, ES Consulting fue, al menos en 2012, la única oferente de la licitación.

Fuentes del Poder Ejecutivo de la Ciudad consultadas por Qué, aseguraron que, históricamente, quien está a cargo de la gestión de Buenos Aires Playa es Karina Fernández, actual jefa de asesores de Horacio Rodríguez Larreta y una de sus más estrechas colaboradoras, siendo el Jefe comunal porteño quien pone la firma.

NUMEROS QUE CRECEN

La idea de Buenos Aires Playa nació en el verano de 2009 bajo el mandato de Mauricio Macri, quien inauguró la costa artificial porteña con bombos, platillos, gorritos, sombrillas y reposeras amarillas. “Esto es una oportunidad para que las familias vengan a tener sus días de playa en la ciudad, aunque no pudimos traer el mar esto es para que vivamos mejor”, celebró Macri.

En aquel entonces, no hubo licitación pública sino que la puesta en escena fue por contratación directa a un costo que apenas rozaba los 600 mil pesos. Durante los dos años siguientes la práctica fue la misma y, para 2011, la suma destinada al parque recreativo trepó a 916 mil pesos.

Sin embargo, el mayor salto presupuestario llegó en 2012 de la mano de ES Consulting SRL a la que el ex jefe de gobierno porteño y hoy Presidente de la Nación destinó 8 millones y medio de pesos. Para 2013 contó con 11 millones, para 2014 con 16 millones y para 2015 con 19 millones de pesos. Por lo tanto, desde su creación, la inversión creció un 370 por ciento.

Todas estas cifras corresponden tan sólo al armado y desarmado de las instalaciones, como la logística en general. Es decir que quedan exentos del presupuesto la compra de los elementos, la instalación de las redes de agua y los baños, y la contratación de los artistas para los shows en vivo, el personal de seguridad y cuidados médicos, por lo que el dinero destinado es aún más abultado.

Además, en el marco del programa Buenos Aires Playa 2016 se habilitaron 11 soláriums, también de uso gratuito, en distintas plazas y parques de la Ciudad que no fueron incluidos en los pliegos de bases y condiciones de la mencionada licitación. Mientras las playas están abiertas de martes a domingos, de 10 a 20 horas los soláriums, están abiertos los viernes, sábados y domingos en el mismo horario. Sólo tienen baños químicos, sombrillas y reposeras.

Buenos-Aires-Playa-1

MUDANZA en el sur

En los primeros años, la sede sur de Buenos Aires Playa estaba ubicada en Parque Roca. En 2014 el gobierno anunció la mudanza al Parque Indoamericano “para ampliar la capacidad de ingreso y mejorar los servicios” e incorporar nuevos juegos de agua.

Esta mudanza tuvo estrecha relación con la idea del gobierno de revitalizar el sur de la Ciudad. Meses antes del cambio de sede, miles de familias se asentaron en el Parque en reclamo de viviendas dignas. El conflicto se extendió casi un mes con represión policial y órdenes judiciales de por medio.

Quienes no lleguen a juntar unos miles de pesos para vacacionar en la Costa Atlántica o viajar al exterior, no se preocupen. El gobierno de la Ciudad gastó millones para que los vecinos disfruten del roce de la arena en sus pies y resguardados del fuerte sol bajo una sombrilla amarilla, bien estilo PRO.

 ba playa infografía

 

Una sede en cada extremo

Las dos sedes de Buenos Aires Playa están ubicadas en cada extremo de la Ciudad. Una en el Parque de los Niños (Zona Norte -Barrio Núñez- General Paz y Avenida Cantilo); y la otra en el Parque Indoamericano (Zona Sur -Barrio Villa Soldati-  Avenida Castañares y Avenida Escalada).

 

Promoción y marketing oficial

Tal como publicó Revista Qué en su edición impresa N° 16, el programa Buenos Aires Playa fue foco de críticas por ser utilizado como un medio de promoción y marketing del partido de Mauricio Macri. Prueba de ello son las sombrillas, reposeras, indumentaria del personal y hasta el metegol amarillo, color que ya es una marca registrada del PRO. En la última edición también adquirieron lapiceras, remeras, bolsos, gorras, pelotas de fútbol, ojotas y botellas del tipo “ciclista” identificados con la misma gama y con la inscripción “BA Playa”.

LEA LA NOTA COMPLETA EN LA EDICIÓN IMPRESA Nº 67 DE QUÉ

Compartir
?