Revista Qué

28 Oct 2014 | En Tokio, Japón

The Península Hotel: para apasionados de la informática

  La tecnología se ha vuelto  indispensable en la vida diaria, que para mucha gente es impensable el estar desconectado aún en los viajes de placer. Pensando en ese tipo de huéspedes, varios hoteles han procurado mantenerse a la vanguardia tecnológica. En cierto modo, podría recordar a la guarida de un villano de James Bond, […]

 

tokyo 5tokyo 4tokyo 3tokyo 2La tecnología se ha vuelto  indispensable en la vida diaria, que para mucha gente es impensable el estar desconectado aún en los viajes de placer. Pensando en ese tipo de huéspedes, varios hoteles han procurado mantenerse a la vanguardia tecnológica.

En cierto modo, podría recordar a la guarida de un villano de James Bond, pero el Península dice tener las únicas instalaciones de investigación y desarrollo de todos los grupos hoteleros del mundo. Su propiedad en Tokio es la más avanzada.

Entre muchas otras cosas, disponen de su propio servicio de mantenimiento informático. El Hotel ha adoptado cuidadosamente novedades tecnológicas para asegurarse de que sus clientes tienen todo lo que necesitan, incluido un día de spa en la habitación.

Simplemente con presionar el botón de spa junto a la bañera el huésped puede apagar las luces, activar la configuración de privacidad para el timbre de la habitación, disfrutar de música relajante e incluso probar el secador de uñas tras hacerse la manicura.

El Peninsula Tokyo dispone de 314 habitaciones y 47 suites en uno de los mejores lugares de la ciudad de Marunouchi, con una espectaculares vistas de los Jardines del Palacio Imperial. Sus habitaciones ofrece entre otras cosas un control remoto para abrir o cerrar las cortinas, y el volumen de la televisión se baja en automático cuando entra una llamada telefónica a la habitación.

Entre las modernas tecnologías con las que dotan a cada una de sus habitaciones, se puede destacar las radios que se conectan a más de 3.000 emisoras que emiten por Internet, los teléfonos que permiten realizar llamadas a través de Skype o incluso un pulidor y secador de uñas electrónico.

Cuando apagas las luces para irte a dormir, por ejemplo, en lugar de ponerse todo oscuro de una vez, se atenúan suavemente. El botón de Luz Noctura ilumina un camino hacia el baño. En ese espacio, vas a encontrar un Botón Spa que baja las luces automáticamente, pone música tipo New Age, dispone el timbre del teléfono y el de la puerta en privado y, en la configuración de luz más baja, con mucha inteligencia, hace que el reloj digital del espejo desaparezca.

El gimnasio tiene una piscina interior espectacular, de 20 metros de largo, como guinda al gimnasio más exclusivo de la ciudad.

 

 

Compartir
Negocios

Papá Noel sale caro

El Gobierno porteño inauguró la quinta edición del Parque Navideño, que ya funciona en el barrio de Palermo y que le...


→ Leer más
?