26/03/2018
Matías Lammens se posiciona de cara al 2019
Matías Lammens dijo que en 2019 dejará el club San Lorenzo, creará su partido y competirá en las elecciones de la Ciudad. Se reconoce socialdemócrata. "Me interesaría formar parte de un espacio donde se vean cuestiones nacionales", expresó.
Lo adelantó Qué en su edición #170, el presidente de San Lorenzo abandonaría la dirigencia de San Lorenzo para perensetarse en las próximas elecciones de 2019 como rival de Horacio Rodríguez Larreta y disputar la jefatura de gobierno de la Ciudad.

En diálogo con este medio, el politólogo Julio Burdman señaló a principios de 2018 que de cara a las próximas elecciones  “van a surgir nombres nuevos, porque va a ser necesario, y la demanda está planteada. Uno de los que están por ahí, y hay que ver si termina jugándosela, es (Matías) Lammens. Me parece que lo que hay que explorar es esa posibilidad: que se arme una coalición entre sectores del progresismo más el espacio que se unió en Unidad Porteña con nombres nuevos, como Lammens, o algún otro que pueda confluir en ese armado”, apuntó como teoría el analista.

"Tengo una visión progresista de la sociedad. Me gusta el mercado, me gusta como actúa, pero también me gusta el Estado actuando para subsanar desigualdades. Lo que tenemos que lograr es un equilibrio. Es muy argentino: pasamos de un Estado que interviene en absolutamente todo, que trastoca las mediciones del INDEC, que hace cosas que uno las ve y son barbaridades, a otro que de cualquier manera intenta achicar el déficit, a reducir determinadas cosas que son importantes. Y tampoco lo pudieron hacer", dijo a La Nación.

El dirigente que mantiene una imagen positiva del 60 por ciento también afirmó que le interesaría "formar parte de un espacio donde se vean cuestiones nacionales. No me desvela una candidatura, pero veo con preocupación las cosas que suceden y eso hace que inevitablemente me den ganas de involucrarme".

Consultado la conformación de un nuevo partido en la Ciudad, Lammens dijo que armará uno porque "hay mucha gente que hoy no se siente interpelada por ninguno de estos espacios que marcamos antes. Sienten que lo que pasó con el kirchnerismo es parte del pasado y eso no va a volver. Y también sienten que las soluciones que vinieron a dar no son tales".

"El poder como herramienta para transformar la realidad me gusta. Tiene sentido meterse en política y dejar de lado cuestiones personales para cambiar la vida de la gente, pero tendría que pensarlo muy bien y encontrar el espacio para hacerlo”, había dicho Lammens en septiembre de 2015 y parece que las encuestas en la ciudad lo hicieron decidirse.

Durante todo 2015, recibió diferentes propuestas para ser candidato del macrismo. Primero, como candidato a legislador porteño en la lista unificada que hubo entre los, en un principio, cuatro precandidatos a Jefe de Gobierno. En la mesa se dispuso un lugar “para entrar”, no así para encabezar la nómina, pero su rechazo fue casi instantáneo.

A mediados de 2016, ya con el cierre de las listas para diputados nacionales como horizonte, hubo un nuevo ofrecimiento. En esa ocasión, el lugar era el primero en la nómina, a sabiendas de que, en una eventual victoria de Mauricio Macri en las presidenciales, muchos de los legisladores fuertes desembarcarían en el Ejecutivo.

Nuevamente, la respuesta fue no. “En ningún momento lograron entender que Matías está en las antípodas ideológicas de lo que representa el PRO”,habían explicado desde el entorno del mandamás cuervo.