PANDEMIA
31/07
Ciudad pone un freno y no pasará a la siguiente etapa de su plan gradual
Es que el jefe de Gobierno pretendía seguir adelante con el plan gradual de integral de reaperturas que anunció hace dos semanas. Pero tuvo que ceder.

Alberto Fernández, Axel Kicillof y Horacio Rodríguez Larreta resolvieron después de más dos horas de reunión a solas en Olivos mantener al menos durante quince días más la cuarentena que rige en el Área Metropolitana sin nuevas reaperturas, como pretendía el jefe de Gobierno, y volver a apelar a la “responsabilidad individual” en el momento más crítico de la pandemia y tras casi cuatro meses y medio desde que se impusiera el aislamiento preventivo y obligatorio.

Es que el jefe de Gobierno pretendía seguir adelante con el plan gradual de integral de reaperturas que anunció hace dos semanas. Pero tuvo que ceder. Y consensuar, otra vez con la intermediación presidencial, que el confinamiento no tendrá modificaciones, para evitar un colapso de las camas de terapia, el índice que más desvela a las autoridades.

El mensaje de mañana buscará volver a concientizar a la sociedad sobre “la responsabilidad social”. Trascendió, de hecho, que se avanzaría en mayores controles en ese sentido. Pero la realidad marca que es de muy difícil implementación. “Va a ser más declarativo que otra cosa”, resaltó uno de los funcionarios que participó de la cumbre de Olivos.

La Ciudad prefirió preservar el vínculo tripartito con la Casa Rosada y la administración bonaerense y no avanzará, como preveía, con la segunda etapa del cronograma de reapertura gradual e integral que había anunciado el jefe de Gobierno en la última conferencia que compartió en Olivos y que incluyó a los gobernadores de Jujuy, Chaco y Río Negro, otros de los distritos más afectados por la circulación del virus, además del AMBA.

Larreta tenía previsto avanzar con nuevas reaperturas, que según el cronograma oficial difundido por su gobierno incluía para los próximos días “los deportes individuales al aire libre amateur y federados”, la posibilidad de realizar ejercicio sin restricciones de DNI -como en los papeles rige actualmente-, la vuelta de las industrias “no esenciales ni exportadoras” y la “gastronomía al aire libre sin servicio”, entre otras actividades.

Sí se habilitarán, sin embargo, desde este lunes los comercios de cercanía “en avenidas de alta circulación” incluidos indumentaria y calzado, con excepción de los centros de trasbordo, como Retiro, Constitución, Once o Avellaneda. Dichas actividades ya figuraban en la primera fase de las seis etapas que anunció en su momento el jefe de Gobierno.