EDUCACION
16/06
El oficialismo porteño rechazó la suspensión de las pruebas Aprender
La decisión fue tomada por el Ministerio de Educación de la Nación, pero desde la Ciudad aseguraron que son necesarias para “evitar una tragedia educativa”.
A raíz de la crisis educativa que sufre el país y la Ciudad desde el inicio de la pandemia, el oficialismo porteño cuestionó con dureza la decisión del Ministerio de Educación de la Nación de suspender las pruebas Aprender 2021, las cuales buscan establecer el nivel de conocimiento que tienen los estudiantes de todas las provincias. 

Uno de los primeros en repudiar la medida fue el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli, quien manifestó que "la suspensión de las pruebas Aprender es un error. Estas evaluaciones son una herramienta clave para entender dónde estamos parados en materia de educación después del impacto de la pandemia" y advirtió que "a la Argentina le fue muy mal cuando intentaron ocultar la realidad y las estadísticas".

En este sentido, la ministra de Educación de la Ciudad, Soledad Acuña, aseguró que sabe “lo difícil que fue aprender durante el año pasado y conocemos las profundas desigualdades de nuestras aulas. Hoy nos encontramos con el desafío de asegurar que todos los estudiantes alcancen los aprendizajes esperados”  y precisó que “las evaluaciones contribuyen a procesos de mejora educativa continua, promueven la reflexión sobre la tarea de enseñar y ayudan a alcanzar las metas planteadas. Por eso, este año es clave contar con información para saber dónde estamos y tomar decisiones basadas en evidencia”. 

“En la Ciudad vamos a aplicar, entre octubre y noviembre, las evaluaciones FEPBA (7mo. grado) y TESBA (3er. año). Además, este bimestre implementaremos las Pausas Evaluativas de Matemática e Inglés y, luego del receso invernal las de Prácticas del Lenguaje en 3ro. y 6to. Grado”, destacó y consideró que “a nivel nacional, las evaluaciones APRENDER aportan información valiosa sobre la educación en nuestro país y hoy, más que nunca, discontinuarlas sería un error”. 

Mientras que la oficialista Cecilia Ferrero (VJ) explicó que “para evitar una tragedia educativa es imprescindible saber dónde estamos parados. Parece que volvemos a antiguas prácticas de querer tapar el sol con la mano; sin datos hacemos de cuenta que estamos bárbaros”. 

En tanto la radical Manuela Thourte (UCR-Ev) indicó que “en este contexto, las evaluaciones son más importantes que nunca: necesitamos entender qué pasó con los aprendizajes durante los últimos dos años. Suspender Aprender es otra mala decisión del Gobierno Nacional relacionada con la educación”. 

Sobre esa misma línea, Marcelo Guouman (UCR-Ev) concluyó señalando que “cuando más necesitamos de la información para construir política pública, el Ministerio de Educación suspende el operativo Aprender. Esperamos que se recapacite y se revierta esta decisión errada”.