Revista Qué

2 Ago 2017 | cuentas de inversión

Más déficit, más deuda

Según los datos oficiales correspondientes al período 2016, en la Ciudad hay un déficit financiero mayor a 12 mil millones de pesos. Eso, teniendo en cuenta la incidencia de los Recursos y Gastos de capital. El stock de deuda creció en un 126 % respecto a 2015. En materia de números, el Gobierno porteño continúa […]

Según los datos oficiales correspondientes al período 2016, en la Ciudad hay un déficit financiero mayor a 12 mil millones de pesos. Eso, teniendo en cuenta la incidencia de los Recursos y Gastos de capital. El stock de deuda creció en un 126 % respecto a 2015.

En materia de números, el Gobierno porteño continúa por la misma senda deficitaria que transitó el año pasado. La profundización del saldo negativo en el Resultado Financiero de las arcas de la Ciudad, sumada a un incremento considerable en la toma de deuda, representa cifras elocuentes que se ven reflejadas en el informe correspondiente a las Cuentas de Inversión del período 2016. Los números concretos, a los que accedió Qué, fueron publicados por el ministerio de Hacienda porteño, cuyas riendas maneja Martín Mura.

El documento demuestra que, en el sector público, existe un déficit de $ 12.335.108.000, el cual significa un incremento del 91,8 % respecto al ejercicio concerniente al año 2015.

En esa línea, desde el oficialismo, se destacó que los números negativos se corresponden, estrictamente, con “la incidencia de los Recursos y Gastos de Capital (por caso, obra pública o de infraestructura), sumados al cargo por los intereses de la deuda”. Así aseguraron que, considerando el Resultado Económico Primario, en la gestión económica porteña financiera del sector público, emerge un superávit de $ 14.941.675.000.

De todos modos, a juzgar por lo que indica el manual del Sistema Presupuestario del Ministerio de Economía de la Nación, el superávit o déficit fiscal surge del resultado financiero, e incluye los recursos y gastos corrientes y de capital. Por lo tanto, siguiendo este lineamiento, los números de la Ciudad son negativos.

Según detalla el informe oficial, “el Cuadro de Ahorro, Inversión y Financiamiento, al cierre del ejercicio 2016, expone un Resultado Económico Primario con un superávit de $ 14.941.675.000, que significó un incremento del 106,7 % respecto al ejercicio anterior”. Y agrega: “Dada la incidencia de los Recursos y Gastos de Capital, el Resultado Primario resultó deficitario en $ 7.834.394.000 que, en definitiva, contemplando el cargo por los intereses de la deuda pública de $ 4.500.714, arrojó un Resultado Financiero deficitario que asciende a $ 12.335.108”.

En total, al cierre del ejercicio financiero, que data del 31 de diciembre de 2016, ingresó a las arcas de la Ciudad una suma de $ 161.128.636.000, lo que representa un 62,7 % más que en el ciclo predecesor. Del monto, $ 153.641.904.000 se ubican dentro de los denominados Recursos Corrientes (pago de impuestos, venta de bienes, ingresos de operaciones de empresas), y $ 7.486.732.000 corresponden a Recursos de Capital (transferencias de capital del Gobierno de la Ciudad al capital de las empresas).

En lo que respecta al Gasto Primario Devenga-do, el mismo trepó a $ 168.963.030.000 (excluyendo a los Intereses de la Deuda Pública). De ese número, $ 138.700.229.000 se fijan por Gastos Corrientes (remuneraciones al personal, bienes y servicios, impuestos y transferencias), que representan el 82,1% del total, mientras que $ 30.262.801.000 (17,9 %) son Gastos de Capital (inversión real por terceros y por producción propia, transferencias de capital e inversión financiera).

En ese sentido, el total del Gasto Primario aumentó en un 63,3 % si se lo compara con el ejercicio anterior.
En suma, si se toman en consideración los ingresos de $ 161.128.636.000 y gastos de $ 168.963.030.000, sumados a intereses devengados de la Deuda Pública, que fueron de $ 4.500.714.000 y que incrementaron en un 2,7 % el Gasto Primario, puede establecerse que la Ciudad presentó un déficit financiero to-tal de $ 12.335.108.000.

FUERTE SUBA DE LA DEUDA
Otro de los ítems clave del informe del Ejecutivo es el referido al stock de deuda en la Ciudad. El mismo, al cierre de 2016, se asentó en 30.478 millones de pesos. De allí, $ 22.015 millones corresponden a deuda privada, y $ 8.463 millones a deuda pública. A eso se suman las cantidades en otras divisas: 2.497 millones de dólares y 78 millones de euros.

En ese sentido, y en comparación con el período anterior, el stock de deuda en pesos se incrementó en un 126 % (es decir, en 17.000 millones). En tanto, la deuda en dólares se subió un 16 %, mientras que la de euros se redujo en un 15 %.

En ese marco, la deuda privada en pesos pasó de 9.762 millones en 2015 a 22.015 en 2016. La deuda pública, por su par-te, ascendió de 3.720 a 8.463 millones. Dentro de este ítem, los tipos que predominan son las Letras del Tesoro y los Bonos Tango.

Después, en lo concerniente a la deuda pública en dólares, los mayores valores se registraron con los organismos internacionales de crédito (US$ 163 millones) y con el Banco de China (US$ 69 millones).

Así las cosas, el primer año de gestión de Horacio Rodríguez Larreta al frente del Ejecutivo de la Ciudad generó una profundización de la tendencia que incrementa el déficit financiero y que apunta a la toma de deuda, algo que ya viene implementando el PRO desde que se encuentra a cargo de la administración del territorio capitalino.

LOZANO: “UNA ESPIRAL DE ENDEUDAMIENTO”

En diálogo con Qué, el economista y primer precandidato a diputado nacional por Convocatoria Abierta por Buenos Aires, Claudio Lozano, analizó: “Una de las claves que ha tenido el PRO desde que gobierna la Ciudad fue meterse en una espiral de endeudamiento. Y hoy se replica eso a nivel nacional. Buenos Aires es el segundo distrito más endeudado de la Argentina”.

Asimismo, Lozano sostuvo que “el déficit es equivalente a los intereses que se tienen que pagar por deuda”. Y añadió: “La Ciudad comienza a endeudarse para pagar los intereses de la vieja deuda que tomó, una lógica de endeudamiento muy complicada”.

Por último, el economista destacó que “no se registra que el aumento del adeudamiento esté asociado a una expansión de inversiones en infraestructura por parte de la Ciudad, porque la inversión, en terminos porcentuales, sigue estando prácticamente en los mismos niveles”.

LA RECAUDACIÓN TRIBUTARIA, EN ALTA

Según consta en el informe del Gobierno sobre las Cuentas de Inversión 2016, la principal fuente de Recursos Corrientes fueron, al igual que en el período anterior, los recursos tributarios. Los mismos significaron un 79,1 % de lo recaudado, un monto que superó en un 58,2 % al año 2015.

En tanto, otro factor muy significativo de recaudación de Recursos Corrientes estuvo generado por el Sector Empresas, que implicó un 11,6 % del rubro, y que se incrementó en un 47,1 % respecto al año anterior. Asimismo, se destaca el aporte del Banco de la Ciudad, con $ 13.994.224, lo que representó un 9,1 % del total.

LA NOTA COMPLETA, EN LA EDICIÓN #147 DE REVISTA QUÉ

Compartir
?