Revista Qué

4 May 2015 | Informe sobre Salud

La verdad “engañosa” de Larreta

El candidato del PRO sostuvo que “la mortalidad infantil no aumentó”. Según la DGEyC, la tasa aumentó en un año y luego cayó. Incrementó en los dos últimos trienios de la gestión macrista.

El candidato del PRO más votado, Horacio Rodríguez Larreta, afimó que “la mortalidad infantil no aumentó” durante la gestión PRO, lo cual resulta “engañoso”, según un informe del sitio Web “Chequeado”.

El actual jefe de Gabinete se refirió a la mortalidad infantil, la deuda pública, la educación y el sistema electoral.

“Durante la campaña para las elecciones primarias y luego de ellas, el candidato del PRO Rodríguez Larreta, quien obtuvo el 28,4% de los votos y superó a su rival en la interna partidaria, Gabriela Michetti, se refirió a la situación de la mortalidad infantil, la deuda pública, la matrícula escolar y los balotajes en la Ciudad”, señala el informe de Chequeado.

macrihome_2_0

“Rodríguez Larreta desmintió que la proporción de bebés muertos cada mil nacidos vivos, como se suele calcular la tasa de mortalidad infantil, haya aumentado en la Ciudad. Al respecto, rechazó la cifra que había dado el candidato del Frente para la Victoria, Mariano Recalde, y señaló que la última tasa era del 7,7 y no del 8,9”, aclaró el trabajo de Ariel Riera y Matías Di Santi.

De acuerdo a la Dirección General de Estadísticas y Censos (DGEyC) de la Ciudad publicó en abril último, casi a la par de las declaraciones de Rodríguez Larreta, un informe sobre la mortalidad infantil en el que calcula para 2014 una tasa de 7,7 casos cada mil nacidos vivos, número que señaló el candidato del PRO. El propio documento aclara que se trata de datos provisorios. Los últimos resultados definitivos son de 2013 y dan un total de 8,9 casos (acá), es decir que en el último año para el que existen cifras es cierto que la tasa no aumentó.

En este marco, los periodistas se preguntaron: “¿Es correcto medir la evolución de la mortalidad infantil de esta manera? Como la cantidad de muertes de bebés no es muy alta en la Ciudad, un par de casos pueden incidir de manera decisiva en el porcentaje y la tasa suele variar de un año a otro con facilidad. Justamente desde 2007 la tasa aumentó un año y cayó al siguiente durante todo el período. Por eso los especialistas consideran que para saber si hubo o no un aumento se deben tomar períodos más largos de tiempo”.

“Así, si se toma el promedio por trienio desde 1991 hasta 2014, en base a datos de la propia DGEyC, solo en los dos últimos trienios de la gestión PRO, 2009-2011 y 2012-2014, la mortalidad infantil aumentó”, concluyeron.

Compartir
?